Artículo redactado por Juan Pablo Cervantes

¿Recuerdan cómo era conectarse a Internet hace 20 años? La conexión vía módem telefónico, que no dejaba hacer ni recibir llamadas y la increíblemente lenta velocidad de navegación. Ahora son más las personas que tienen la posibilidad de financiar dichos servicios, al grado que se ha convertido en una necesidad. Aunque esto podría parecer bastante positivo, también tiene sus inconvenientes.

Todos los datos que enviamos, llámese texto, fotos, video, dicen más de lo evidente. Por ejemplo, las fotografías que tomamos con nuestros teléfonos móviles contienen información adicional a la sola imagen que generan. Estos datos son conocidos en el mundo de la informática como metadatos (1) y proporcionan la ubicación, la fecha y el tipo de dispositivo que lo genera, entre otros.

alt

Nuestra huella digital

Es evidente que la información que compartimos en redes sociales, vía e-mail o en páginas de Internet es sensible a decir más de lo que queremos a través de estos metadatos. Al conectarnos a una red Wi-Fi abierta en una plaza comercial o en otro lugar hay que tener especial cuidado pues ello genera un tráfico de datos de fácil acceso.

Este tráfico de datos se presenta como un “bufet” para algunos criminales, pues cuando introducimos un password, una dirección o enviamos y recibimos otra información sensible, algunos hackers pueden llegar a interceptar información. De manera que todos los datos que posee Facebook, Google o Uber, entre otros servicios que utilizamos a menudo, construyen un mapa personal.

Navegar en Internet o tener un teléfono móvil nos hace parte de una realidad en la que somos vulnerables. Con acceder a estos datos, alguien tendría conocimiento de nuestras actividades financieras, laborales, personales, así como ubicaciones, gustos, preferencias o relaciones interpersonales. Sin importar qué tantos filtros le pongas a tus fotos de Instagram, o que tan distante sea tu perfil de Facebook de tu verdadera personalidad, los metadatos están ahí para delatarte.

(1) ¿Qué son los metadatos y cuál es su utilidad? PowerData. https://blog.powerdata.es/el-valor-de-la-gestion-de-datos/que-son-los-metadatos-y-cual-es-su-utilidad18327